fbpx

Diabetes y el Alzheimer – Conoce cómo disminuir el riesgo

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

La diabetes y su asociación al Alzheimer es otro tema del que muchas veces no se habla mucho pero tiene mucha relevancia en la actualidad ya que como todos sabemos la diabetes tipo 2 cada vez tiene estadísticas más alarmantes y altas y por otro lado, curiosamente el Alzheimer es el tipo de demencia más común.

Tabla de Contenidos

Relación entre Alzheimer y Diabetes

Estadísticamente se ha logrado observar, tras estudios en grandes cantidades de personas, que las personas con diabetes tipo 2 tienen hasta un 60% más de probabilidades de desarrollar demencia, siendo el Alzheimer la más frecuente. ¿Por qué?; ¿Qué tiene que ver esto? Aquí probablemente haya mucho más que estudiar y analizar, pero lo que sí es cierto es que la diabetes se caracteriza por causar lesiones en los vasos, tanto en esos vasos de grueso calibre como en los capilares y el cerebro no es la excepción. Existen vasos y capilares que con un desequilibrio crónico de los niveles de glucemia se pueden ver afectados.

Síntomas del Alzheimer

Los síntomas más frecuentes de estos tipos de demencia son los siguientes:

  • Pérdida de la memoria afectando su día a día y sus relaciones interpersonales.
  • Cambios en la conducta, estos por lo general son súbitos y muy marcados, perceptibles por las personas que los rodean.
  • Dificultad para realizar las actividades del día a día.
  • Pérdida de objetos de manera frecuente.
  • Dificultad para tomar decisiones basados en información que ya debería ser muy conocida.

Si bien estos diagnóstios de demencia muchas veces producen cambio en ciertas imágenes del sistema nervioso central, su diagnóstico se realiza mediante pruebas neurológicas, historia clínica y un examen físico realizado por un profesional.

Quienes tienen mayor riesgo de Alzheimer

En este apartado de riesgos para desarrollar demencia en diabéticos, el riesgo más importante va a ser mantener unos niveles inadecuados de glucemia por largos períodos de tiempo y entre más condiciones que afecten los diferentes vasos del cuerpo pues va a haber un mayor riesgo. Por ejemplo, que aparte de diabetes mal controlada se tenga hipertensión arterial mal manejada asociado a niveles elevados de colesterol y triglicéridos. También los antecedentes familiares de demencia juegan un papel importante y por último pero más importante de todos probablemente sería la edad. Esto se desarrolla por lo general después de los 65 años.

Cómo prevenir el Alzheimer

Afortunadamente como con la mayoría de complicaciones asociadas a diabetes, esto es algo que se puede manejar desde un punto de vista preventivo y es algo en lo que me enfoco mucho en mis publicaciones. Si vemos que muchas de estas causas de demencia están generadas por daños producidos en vasos del sistema nervioso pues aquí se debe de trabajar para mantener el riesgo lo más reducido posible. Se debe de manejar adecuadamente la evolución de la diabetes tipo 2 manteniendo glucemias la mayor cantidad de tiempo en rangos adecuados. Para esto es fundamental todo esto que siempre hablo relacionado a la alimentación, actividad física y una adecuada comunicación con su personal de salud. Tenemos también que eliminar otros factores de riesgo cardiovasculares como lo sería la obesidad, altos porcentajes de grasa, presión arterial mantenerla en rangos adecuados y un perfil de lípidos en rangos adecuados. Si por ejemplo una persona no es diabética pero ya tiene una obesidad considerable, con resistencia a la insulina bien instaurada y estudiada está en el momento ideal para trabajar sobre todos estos factores de riesgo y hasta incluso evitar llegar al diagnóstico de diabetes tipo 2. Esto sí va a requerir trabajo y dedicación, pero a final de cuentas va a ser para obtener un mejor estilo de vida y evitar esta y muchas de las otras complicaciones que son muy conocidas y poco agradables.

Recuerden, el plan que ustedes tienen que tener por su equipo de salud no se debe enfocar solamente en tomarse un medicamento en un horario específico. Debe de abordar la parte nutricional, actividad física, preventiva, cardiovascular y mantener algún método de comunicación con su equipo de salud porque dudas van a surgir en diferentes momentos. Como siempre, la alimentación y la actividad física son los factores que más van a influir en esta y en todas las complicaciones relacionadas.

Publicaciones recientes

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *