fbpx

Síndrome Metabólico

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

¿Qué es el Síndrome Metabólico?

El síndrome metabólico es la unión de varios factores que generan un riesgo elevado de presentar diabetes tipo 2 si no es que ya la tiene y de presentar eventos cardiovasculares. Es muy común y muchas personas ni siquiera saben que lo poseen.

Tabla de Contenidos

Diagnóstico de Síndrome Metabólico

Para que una persona sea categorizada como persona con síndrome metabólico debe de cumplir con por lo menos 3 criterios positivos de un total de 5. Estos son los siguientes: 

  • Glicemia en ayunas mayor a 100mg/dl
  • HDL menor a 40 en hombres o menor a 50 en mujeres
  • Triglicéridos mayor a 150
  • Circunferencia abdominal mayor a 90cm en hombres u 80 en mujeres. Esta medida puede variar levemente dependiendo de la etnia.
  • Presión arterial mayor a 130/85mmHg

Es importante mencionar que estos valores son sin ningún tratamiento médico. Si por ejemplo tiene una glicemia en ayunas en 85 pero utiliza metformina o cualquier tratamiento para esto, ya entonces este criterio sería positivo. Es igual para cada uno de los criterios. 

Si vemos bien estos criterios nos damos cuenta que no son nada del otro mundo, una persona con estas características es muy fácil de encontrar. Por ejemplo, una persona hipertensa, diabética y con obesidad ya calza en este síndrome sin si quiera revisar la totalidad de criterios.

Manejo del Síndrome Metabólico

Ya por estar en este grupo, se va a tener un alto riesgo de presentar diabetes tipo 2 y de presentar eventos cardiovasculares como por ejemplo infartos si no es que ya lo ha presentado, pero aparte de esto, algo muy importante para lo que es el manejo y la prevención, más que cualquier medicamento es que en estas personas es INDISPENSABLE realizar un cambio AGRESIVO en su estilo de vida y nos vamos a enfocar tanto en lo que es mantener un peso adecuado como en mantener un nivel de actividad física adecuado, que ya en un momento voy a hablar más a fondo de estas medidas. 

Voy a hacer un muy breve paréntesis para comentar un caso que tuve hace un tiempo y que es una historia que se repite innumerables veces. Una persona de 40 años aprox me consultaba con la historia de estar muy preocupada por su estado de salud ya que había cambiado de médicos, de medicamentos, de tratamientos naturales y nada le había servido. Comentaba que hacía todas las recomendaciones y que no veía mejoría. Era diabética y su hermano mayor había fallecido recientemente por un infarto por lo que estaba preocupada. Cuando me comentaba esto yo le consulté sobre las recomendaciones que le habían dado y qué había hecho al respecto.

Ella me indicaba que siempre le hablaban de actividad física y de buena alimentación, que fue por esta razón que decidió dejar de consumir licor del todo y como ella caminaba por 40 minutos todos los días para ir al bus pues ya era suficiente actividad física al día y no necesitaba cambiar más cosas.

Ahora, probablemente para ella hacer ese par de cambios fueron importantes, pero si lo vemos de manera objetiva no fue mucho lo que hizo. Si bien dejar de tomar licor fue una buena idea, esto nunca va a ser suficiente para algo como síndrome metabólico o ni si quiera en general para mantener la salud. En cuanto a la actividad física pues no hizo nada, lo que hizo fue buscar excusas para no realizar actividad física de intensidad moderada ya que recordemos que la recomendación general es actividad física moderada. Si bien caminar es de gran ayuda y un buen punto para iniciar, lo ideal es cumplir con esa frecuencia cardíaca que categoriza el ejericio físico como de intensidad moderada y esto por lo general la caminata no lo logra. 

Habiendo comentado este caso específico les comento que no fue algo de una vez perdida, esto es lo más común del mundo. Son muchos los pacientes que llegan a consultar con este tipo de historia o que se enfocan solo en los medicamentos sin realizar ningún esfuerzo ni cambio en su estilo de vida por mejorar el problema de fondo. 

Con realizar los cambios que voy a mencionar a continuación se garantiza una disminusión en la resistencia a la insulina y una disminución del riesgo cardiovascular. Incluso si es una persona con diagnósticos crónicos como DM2 o HTA puede que llegue a llevarlo hasta a remisión, logrando utilizar dosis mucho más bajas de medicamentos o incluso dejar de utilizarlos, pero muy importante mencionar que esto no es algo que se logre con un producto mágico ni en pocos días. Necesita de tiempo, dedicación y esfuerzo.

Alimentación

Lo ideal en este tema va a ser lograr una dieta que se pueda mantener en el tiempo. La dieta idealmente debe ser enfocada en alimentos de origen vegetal. Esto no quiere decir que sea vegetariana, simplemente que se deje de colocar la carne como la parte principal de todos los platos que es lo que en muchos lugares se acostumbra a hacer. Se deben incluir frutas y verduras incluso en las meriendas o refrigerios. Muy importante lo que son las porciones principalmente con las frutas ya que como muchos lo saben las frutas ayudan a elevar la glicemia. No es que no puedan consumirlas, solo no excederse. 

En el tema de carbohidratos en general vamos a buscar que NO sean refinados, se van a preferir alimentos integrales. Ahora, muchas veces cuando uno hace esta sugerencia las personas hacen comentarios como “¿para qué integral si tiene igual calorías?” y sí es cierto, aquí no estamos buscando disminuir las calorías o que se coman todos los carbohidratos que quieran. La idea de que consuman carbohidratos integrales es que la carga calórica es a base de fibra, vitaminas y minerales. Son calorías que el cuerpo necesita y se beneficia de ellas ya que las usa para síntesis de diferentes productos, mientras que en los carbohidratos refinados son calorías sin contenido nutricional. En este tipo de carbohidratos se pierde mucha fibra, vitaminas y minerales. Muchas veces queda solo almidón que si el cuerpo no llegara a utilizar esta energía la va a guardar en forma de grasa y eso no es lo que estamos buscando. De nuevo, alimentos integrales en cantidades adecuadas. 

En cuanto a las carnes, como ya mencioné vamos a evitar que todas las comidas las tengan como parte principal del plato. Dentro de las carnes es muy importante seleccionar las más adecuadas si se está tratando de revertir esta condición. La carne más beneficiosa va a ser la carne de pescado y dentro de las diferentes opciones lo ideal es buscar pescado rico en omega 3 ya que este beneficia al corazón. Aquí vamos a encontrar especies como el atún, salmón, macarella, trucha, entre otros. Cuando se seleccione pollo debe de retirarle la piel ya que esta es rica en grasas. Las carnes rojas se pueden consumir, ojalá no tan frecuente como las otras y muy importante, seleccionar carnes sin cubiertas de grasa, también antes de prepararlas retirar esos excesos de grasa que traen. 

Los lácteos es otro tipo de alimentos que son muy importantes por su contenido de calcio y proteína, el problema es que son ricos en grasas también, es por esto que en los lácteos sí vamos a preferir dietéticos. Yogurt, leche o queso que sean dietético así obtenemos el calcio y las proteínas pero evitamos esa sobrecarga de grasas. 

En cuanto a las grasas deben de preferir las de aceite vegetal como por ejemplo aceite de oliva o aguacate y no coma frituras.

Esas serían las recomendaciones generales, ya vimos qué consumir para ayudar a evitar todo esto, ahora, es importante saber en qué cantidades debe de consumir cada grupo de alimentos. Para esto van a haber una serie de opciones pero no es una medida igual para todas las personas ya que todos somos diferentes. Para esto pueden buscar ayuda con un nutricionista o algunos otros programas donde les ayuden a calcular esto y dar material más personalizado. En mi caso yo personalmente ofrezco esto en lo que son mis Consultorías personales las cuales tienen un costo y lo pueden encontrar en la pestaña de «Consultorías».

Actividad Física

En cuanto a la actividad física como medida general se busca realizar como mínimo  30 minutos de actividad aeróbica de intensidad moderada 5 veces a la semana. Por supuesto que alguna actividad que tengan capacidad de realizar. Aparte de la actividad aeróbica se recomiendan al menos 2 días de actividad física contra resistencia. Muy importante mencionar aquí que las personas que tienen algún problema del corazón como por ejemplo un antecedente de infarto deben de primero realizar las pruebas que les solicite su cardiólogo y basado en esto realizar la rehabilitación que este les recomiende. De nuevo esta es una medida general, para vídeos de ejercicios, recomendaciones y consultas a profesionales pueden buscar opciones que se apeguen a sus necesidades.

Publicaciones recientes

Una respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *